Vuelta a la rutina

¡Ya estoy de vuelta! Ha costado pero aquí estoy de nuevo con las pilas cargadas para afrontar este nuevo curso con toda la energía que se merece.

vuelta_rutina

Siempre tengo la sensación de que las vacaciones cunden muy poco, quizá porque quiero hacer demasiadas cosas en poco tiempo… Durante el año voy posponiendo todas aquellas tareas a las que normalmente no llego para cuando tenga vacaciones y, cuando llegan, la lista es tan larga que rara vez da tiempo a cumplir con todo. Y si además, parte de las vacaciones las disfrutas fuera de casa, es aún más complicado.

Este año las vacaciones se dividieron en dos: una primera semana en casa, disfrutando de mi ciudad y de la multitud de planes que nos ofrece en el mes de agosto con tanto ambiente,  y una segunda semana en Cádiz (¡qué ganas tenía de conocerla!) en compañía de amigos. Hubo tiempo también para hacer parte de todas esas tareas pendientes que os decía, pero el objetivo último era disfrutar y descansar y el objetivo está cumplido :)

vuelta_rutina_2

Como habréis visto los que me seguís en las redes sociales, una vez más las cosas no salieron como esperábamos y el viento de Levante condicionó nuestros planes en tierras gaditanas. Pero disfrutamos muchísimo de una tierra preciosa que yo no conocía y de una luz mágica de la que vuelvo enamorada. En cuanto pueda recopilar y seleccionar todas las fotos que hicimos (porque el Sr. Levante dificultó muchísimo el tema fotos entre otros) prepararé un post con todos aquellos lugares que visitamos y que tanto que nos gustaron.

Y con el dulce recuerdo de Cádiz y su luz, toca volver a la rutina. Septiembre es para mí el mes de los retos y las promesas (mucho más que Enero, el otro mes de los retos por excelencia). Y como no iba a ser menos este año, vengo cargada de propósitos y buenas intenciones. Unos inevitables por salud, que ya he aplazado durante demasiado tiempo y va siendo hora de cumplir, como volver a pisar un gimnasio dos años después (la falta de actividad física se nota y se paga), y otro aún más importante que os contaré cuando se haga realidad (¡dame fuerza Andrea!). Otros tienen mucha menos importancia pero me hacen ilusión y no quiero retrasarlos más. Lo que es a priori menos importante siempre queda relegado a un segundo plano y, si una buscas el mejor momento, no lo encuentras nunca. Siempre hay algo que corre más prisa, siempre hay algo más importante, siempre hay algo que no puede esperar… Así que el mejor momento es ahora. Ahora o nunca.

Mucho ánimo a todos aquellos que estéis sumidos también en plena vuelta a la rutina, porque cuesta. Yo me consuelo viendo fotos y recordando todo lo disfrutado. ¡Funciona!

Eso, y pensar que en un mes estaré de vacaciones de nuevo. Para que nos vamos a engañar… ;)

¡Nos vemos el viernes!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Lifestyle. Guarda el enlace permanente.

Déjame un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s